Cómo ayudar a una amiga que tiene depresión posparto

Por Bianca Manrique López, Psicoanalista

Has estado junto a tu amiga durante su embarazo, la has visto prepararse nueve meses para recibir a su bebé, te platicó de cómo se lo imaginaba, de los planes de todo lo que harían cuando llegara y ahora finalmente está aquí, pero para tu sorpresa – y la suya –, algunos días después del parto comienza a sentirte triste, cansada, con muchas ganas de llorar y no entiende qué es lo que pasa, porque supone que el nacimiento de un hijo tendría que producirle solamente felicidad.
Lo que sucede es que el puerperio (el período que sigue al parto) trae consigo un sinfín de ajustes fisiológicos y endócrinos que pueden traer consigo cambios en el estado de ánimo. Si a esto le agregamos el cansancio y las ansiedades que como nueva mamá se experimentan, resultan entendibles los sentimientos que estás observando, que también se conocen como los “baby blues”.

No obstante, aún cuando estar un tanto cansada y triste es totalmente normal, cuando los síntomas persisten por un tiempo más prolongado o son demasiado fuertes, entonces estamos hablando de una condición que se conoce como depresión posparto. Es muy importante conocer sus manifestaciones para que pueda ser tratada con oportunidad. Si notas que se siente triste o llora frecuentemente, que está agitada, irritable y/o ansiosa, que ha perdido interés por las cosas y no puede disfrutar, se queja de falta de energía, pérdida de apetito e insomnio o hipersomnia (dormir más de lo habitual), que ha tenido una pérdida o aumento de peso inexplicables, presenta sentimientos de desesperanza o de culpabilidad, que ha disminuido su autoestima, que ha tenido ideas suicidas y que muestra poco interés o sentimientos hostiles hacia el  bebé; es momento de actuar, porque todos ellos son indicadores de que está experimentando una depresión posparto.

¿Qué hacer? En primer lugar es necesario que haya conciencia sobre lo que le está sucediendo para que pueda hacer algo al respecto. Muchas veces la persona que está atravesando por depresión posparto está tan inmersa en sí misma que puede no percatarse de que lo que le está sucediendo se llama “depresión”, por lo que el que tú puedas decírselo, mostrárselo puede ser un primer paso.

¿Cuál es la causa de la depresión posparto? No existe una causa única, hay múltiples situaciones que solas o en conjunto pueden provocar una depresión; además, en cada caso particular podemos encontrar razones específicas. No obstante, existen líneas generales que la explican. Por un lado, está como dijimos el desbalance hormonal que sucede al parto. Por otra parte, aunque el nacimiento de un hijo es un acontecimiento muy feliz, puede también significar una pérdida y generarse un duelo por la terminación del embarazo. De igual forma, para algunas mujeres convertirse en madres resulta una experiencia abrumadora y para la mayoría trae consigo un sinnúmero de renuncias que no siempre son fáciles de aceptar.

Sea cual sea la causa de la depresión, el que tú como amiga puedas hablar con ella al respecto y puedas escuchar sus preocupaciones, sentimientos y temores puede favorecer en su recuperación. Tú compañía y apoyo, así como auxilio en los cuidados de su bebé podrán ser también de gran ayuda. Sin embargo, lo más recomendable es motivarla a que consulte a  un profesional de la salud para que sea tratada a tiempo, porque es una condición que puede agravarse si se deja desatendida. Si hay negativa para atenderse, tal vez convenga hablar con su esposo o con algún familiar cercano para que le brinden su apoyo y tenga los cuidados necesarios.

La maternidad es algo maravilloso y tanto mamá como hijo se merecen disfrutarlo al máximo. Como amiga es muy difícil ver que la depresión se está escabullendo para instalarse y que está haciendo que esta etapa sea una experiencia poco satisfactoria, pero recuerda, el simple hecho de que tú puedas detectar que algo así puede estar pasando es ya de gran ayuda.

Visita foro de depresión posparto

Similares
Publicar un comentario